El técnico del Barça afronta este mes un calendario terrible


Iniesta habla distendidamente durante un entrenamiento con su entrenador

Iniesta habla distendidamente durante un entrenamiento con su entrenador

Pep Guardiola empieza la temporada con el rédito de dos títulos más bajo el brazo –las Supercopas de España y de Europa– y el crédito de haber ganado la pasada temporada un triplete mágico –Liga, Champions y Copa-.

El técnico blaugrana es consciente que será muy difícil repetir los éxitos porque cuenta con varios ‘handicaps’, entre ellos, y el que más preocupa a Pep, una plantilla más corta que el año pasado -han habido ocho bajas por tan sólo tres altas-, que deja al entrenador muy poco margen maniobra de cara a una temporada tan cargada como intensa.

En este mes, el Barcelona vivirá el primer gran test de la temporada para conocer su estado ‘real’ de salud y su capacidad para seguir dictando su ley en el planeta futbolístico. De hecho, en los próximos 22 días ha de hacer frente un total de siete partidos -cinco de Liga y dos de Champions- para abrir boca. Getafe, Inter de Milán, Atlético de Madrid, Racing de Santander, Málaga, Dinamo de Kiev y Almería serán los primeros en poner a prueba a este Barcelona, que es considerado por muchos como el mejor de la historia.

Sin embargo, Guardiola tendrá que hilar muy fino para evitar que ante semejante batería de partidos su equipo sufra un colapso. No hay duda de que el regreso inminente de los lesionados Rafa Márquez y Andrés Iniesta son un auténtico bálsamo en los planes de Pep. Sin embargo, el de Santpedor no está dispuesto a ‘quemarlos’ a las primeras de cambio y les ha planificado un retorno progresivo y sin cargas excesivas. De hecho, hay que tener en cuenta que tanto el mexicano como el canterano llevan prácticamente cuatro meses sin jugar un partido oficial y les falta aún un poco de rodaje respecto al resto de compañeros.

El próximo viernes está previsto que reciban oficialmente el alta médica con el fin de que entren en la lista de convocados para el partido ante el Getafe. La idea inicial de Guardiola, si no hay contratiempos de última hora, es que salgan unos minutos en la segunda parte para que empiecen a cargar las pilas y coger ritmo de partidos.

Por el mismo motivo, también parece muy difícil que sean titulares en el estreno de la Liga de Campeones ante el Inter de Milan en la capital lombarda, ya que Guardiola tiene claro que a día de hoy hay otros jugadores más rodados y en forma que Iniesta o Márquez para hacer frente a este partido tan trascendental. Sólo en caso de fuerza mayor alinearía a alguno de ellos en el once titular.

Así pues, todo apunta que el equipo que saldrá en el Giuseppe Meazza será: Valdés, Alves, Puyol, Piqué, Abidal, Touré Yaya, Xavi, Keita, Messi, Ibra y Henry. Once jugadores que tienen ante sí el difícil reto de mantener el nivel exhibido la temporada pasada. Y es que Pep considera este partido como vital. Primero porque siempre es importante empezar ganando y segundo porque sería un golpe de autoridad incontestable de cara al resto de favoritos.

Más difícil, si cabe, es conjeturar el equipo que saltará el sábado en el estadio Alfonso Pérez porque Guardiola podría hacer más de una rotación pensando en el estreno de la Champions y en el cansancio que alguno de sus internacionales pueda acumular tras jugar dos partidos con su selección con viajes incluidos.

En todo caso, Pep sí que tiene previsto convocar al central ucraniano Dmytro Chygrynskiy, aunque en ningún caso para hacerlo jugar, sino simplemente para que empiece su adaptación cuanto antes, ya que el defensa no hará su primer entrenamiento con sus nuevos compañeros hasta el próximo jueves, a dos días del partido ante el Getafe. Aunque no está inscrito en la Champions, Guardiola también podría llevárselo a Milan para que participara en los entrenamientos y siguiera con su adaptación. Su primer partido como blaugrana podría ser ante el Atlético de Madrid en el Camp Nou en la tercera jornada de Liga.

Con 20 jugadores del primer equipo y un puñado de jugadores del filial, el de Santpedor es consciente que esta temporada ha de dosificar a sus hombres para evitar que caigan a las primeras de cambio. Cualquier lesión esta temporada puede tener consecuencias imprevisibles, sobre todo si afectan a jugadores clave como Messi, Xavi, Ibra o el propio Iniesta. Afortunadamente a día de hoy la enfermería blaugrana está prácticamente vacía ya que el único inquilino es el delantero Bojan Krkric, sin olvidarnos, en todo caso, del central argentino, Gaby Milito, que prosigue con su particular calvario.

Anuncios

Etiquetas: , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: